277 [Cuarteles de invierno]


Cuarteles de invierno – vetusta morla

Una caja de recuerdos
y fiestas de guardar.
Media vida en cada intento
y la otra media en pinzas de metal.
Ya es un clásico
seguir la zanahoria con tu aliento aquí detrás.

Un desorden milimétrico
me acerca hasta el lugar.
Lleva a cabo mi propósito
de ser cuchillo y presa a la par.
No es tan trágico,
jugar con la distancia y heredar su soledad.

Cuarteles de Invierno
rompiendo su silencio.
Muñecas de hielo,
testigos de este encierro.
Fue tan largo el duelo que al final
casi lo confundo con mi hogar.

Botiquines para amnésicos,
leyendas de ultramar.
Soldaditos pre-soviéticos,
firmé mi Guerra y Paz particular.
Hay un misterio
de mapas que no llevan al tesoro
ni a epicentros
a punto de estallar.
Son las leyes de la física
y el tiempo no se pone en mi lugar.
Ya es un clásico,
perdí el salvoconducto y ahora espero al emisario
… que nunca llegará.

Cuarteles de Invierno
rompiendo su silencio.
Muñecas de hielo,
testigos de este encierro.
Fue tan largo el duelo que al final
casi lo confundo con mi hogar.

Por mucho que vuelvo
no encuentro mis recuerdos.
Los busco, los sueño;
lo propio ya es ajeno.
Cayeron los bordes
y el vaso ya está lleno.
Y ahora sólo intento vaciar
Sólo necesito despegar.
Fue tan largo el duelo que al final
casi lo confundo con mi hogar.

 

Hoy vengo con una entrada más personal a lo que os tengo acostumbrados últimamente. El sábado pasado estuve en el concierto de fin de gira que vetusta morla dio en Madrid, así que era casi necesario dedicarles una entrada hoy a ellos. Ya he hablado mucho de ellos en el blog, así que solo quiero decir que estoy deseando que vuelvan.

{"focusMode":0,"deviceTilt":0.007984114810824394,"whiteBalanceProgram":0,"macroEnabled":false,"qualityMode":3}

A lo largo de mi vida me he ido cruzando y juntando con gente que no me ha traído nada bueno, tampoco podríamos decir que me hayan metido en problemas ni nada parecido, pero acabaron haciéndome más mal que bien. Lo que ahora está tan de moda llamar “persona tóxica”, como si desprendieran veneno por los poros, suena un poco feo… Algunas de estas personas estuvieron poco tiempo, otras estuvieron más, pero algunas estuvieron demasiado.

Puede que esta canción hable de otro tipo de relaciones, pero para mi siempre ha ido sobre ese tipo de relaciones (amorosas) “tóxicas” en las que, a veces, nos vemos un poco presos y, las peores son las que no nos damos cuenta de lo atrapados que estamos. Solemos darnos cuenta de todo cuando las dejamos atrás. En mi caso, va sobre una relación muy concreta, en la que casi confundo el duelo con mi hogar, en la que me hicieron creer que las cosas eran así y que cualquier otra cosa que yo pensara y creyera eran invenciones mías, que era blanco o negro, nada de una gama infinita de grises, miles de matices en una sola cosa. Ahora, con tiempo (unos años) y muchas experiencias, veo que tardé demasiado en salir de aquello, que me dejé llevar por esa persona demasiado tiempo. Aquel “dejar atrás” supuso una liberación, estaba segura que sería lo mejor para mí. Fue como quitarme un peso de encima, pero nunca pensé que despegaría después de acabar con aquello, que echaría a volar bien alto y vería el mundo de una forma tan distinta… Con todos sus matices y gamas.

Es curioso como se ven las cosas de diferentes desde la perspectiva del tiempo.

 

Follow me
bloglovininsta

Advertisements

Comment...

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s